miércoles, 26 de abril de 2017

La Junta deniega el paso por la Presa a la Ruta Senderista in memoriam Cristina Soler


“II Ruta Sedederista Homenaje a Cristina Soler”
Acceso a la Presa

En la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía ignoran el Artículo 45 de la Constitución que les conmina a velar por la utilización racional de todos los recursos naturales, con el fin de proteger y mejorar la calidad de la vida y defender y restaurar el medio ambiente, apoyándose en la indispensable solidaridad colectiva y a garantizar el derecho de todos a disfrutar de un medio ambiente adecuado para el desarrollo de la persona.

Para el próximo sábado 29 de abril de 2017 tendrá lugar la “II Ruta Senderista Homenaje a Cristina Soler”. Casi dos semanas antes, representantes del Club Los 3 Caminos, de Ubrique, organizadores de la prueba, solicitaron por escrito al Sr. Delegado Territorial de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio la autorización para acceder a la Presa de Bornos. En el día de hoy Don Juan Niño Amorós, Jefe del Servicio de Administración General de la Delegación Territorial de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de Cádiz mediante llamada telefónica les ha comunicado que se deniega la petición por razones de seguridad a menos que se haga un día laborable con un máximo de 25 participantes (O sea, senderismo en horario de oficina). Los motivos alegados es que pueden robar en las instalaciones.

En la Primera convocatoria participaron más de doscientos senderistas de la provincia y de otros puntos de Andalucía y para este año se espera duplicar el número a tenor del éxito del año anterior.

Desde tiempos inmemoriales, la entrada Sur de la Angostura del Guadalete ha sido un cruce de caminos muy transitado por los habitantes de la comarca. La construcción de la Presa de Bornos no interrumpió dicho tránsito, por el contrario lo facilitó ya que, como en el resto de presas de Andalucía, no se pusieron ningún tipo de restricciones de paso por ella, respetándose la servidumbre de las vías pecuarias y las parcelas de dominio público que allí confluyen y su carácter inalienable, imprescriptible e inembargable. En años posteriores se restringió solo el paso de vehículos por encima del muro, pero se seguía permitiendo el libre tránsito por el resto de las instalaciones. 

No fue hasta el año 2000 cuando se colocaron sendas cancelas una en la carretera de acceso desde la actual A-384 (Imagen 1, Punto 1) y otra en la entrada del túnel de la margen izquierda (Imagen 1, Punto 2), pero se seguía tolerando el paso por el resto de accesos.

En aquella época el camino que llega desde Bornos por la base del tajo y desemboca en el extremo oeste de la presa, (frente a las maquetas del Laboratorio de Hidráulica), fue obstruido por un vertido de escombros justo debajo de la Casa del ingeniero y desde entonces solo quedaba disponible el paso por la crestería del tajo, cerca del depósito de agua para servicio de la presa, pero hace tres meses se han colocado postes, alambradas y carteles que prohíben el paso por ese sitio. 

Partiendo del principio de que las Administraciones públicas son garantes del predominio y consecución del interés general y debe regir su actuación por los criterios de eficiencia y servicio a los ciudadanos con sometimiento pleno a la Ley y al Derecho y respetando los principios de transparencia y de participación, entendemos que dichas medidas restrictivas impuestas en aras de una mayor seguridad y contra el vandalismo, son desproporcionadas por derivarse de ellas más perjuicios que beneficios para el interés general y son contrarias al derecho a la libertad personal ambulatoria que contempla  el Artículo 19 de la Constitución que dice que los españoles tienen derecho a circular por el territorio nacional y al Artículo 45 que dice que todos tenemos el derecho a disfrutar de un medio ambiente adecuado para el desarrollo de la persona, así como el deber de conservarlo y que los poderes públicos velarán por la utilización racional de todos los recursos naturales, con el fin de proteger y mejorar la calidad de la vida y defender y restaurar el medio ambiente, apoyándose en la indispensable solidaridad colectiva. Contemplando que en los términos que la ley fije se establecerán sanciones penales o, en su caso, administrativas, así como la obligación de reparar el daño causado para quienes violen estos preceptos. 

Esta prohibición por tanto debe ser suprimida por ser cosa necesaria, para que se garanticen los derechos y libertades constitucionales de todos, que es la obligación de nuestros gobernantes en la Junta de Andalucía. En su lugar se pueden aplicar otras medidas menos restrictivas y más acordes con la frecuencia y gravedad de los actos de vandalismo y los riesgos reales para garantizar así la consecución de los objetivos que se persiguen interfiriendo lo menos posible el disfrute público del recinto. 

La Angostura del Guadalete es un paraje de gran riqueza paisajística y de un importantísimo interés histórico, paleontológico, arqueológico, etnográfico, científico y ecológico cuya promoción y puesta en valor depende en gran parte de la Presa de Bornos. Este es un enclave fundamental para el desarrollo sostenible de la zona y debe integrarse como un lugar de destacado en los itinerarios turísticos, deportivos y medioambientales que discurren por sus alrededores.

De esta forma se facilitaría también la promoción de actividades deportivas en contacto con la naturaleza (Senderismo, mountain bike, cross training, running, turismo ornitológico,…) y se facilitaría el disfrute del medio natural, el conocimiento y difusión de nuestro patrimonio y el desarrollo de su potencial turístico.
Pero nada bueno podemos esperar cuando la Administración administra contra el administrado.

No hay comentarios: