sábado, 11 de febrero de 2017

Sobre las Colonias fundadas por bornichos.

11 de feb. de 2011


“Los pueblos que olvidan sus tradiciones, no saben de dónde vienen ni saben a dónde van y se convierten en un conglomerado amorfo sin dirección ni sentido...” 
Jaime D’Avalos 


Villamartín:

La zona estuvo habitada ininterrumpidamente desde la prehistoria (Campo Dolménico de Alberite). Sembrada de villas romanas dedicadas a la agricultura, cuyos restos se conservan aún en sus numerosos cortijos, que, después del breve dominio visigodo, se convirtieron en machares musulmanes. De la época medieval se conserva el Castillo de Matrera, que guardaba la frontera sur del reino de Sevilla, de los ataques musulmanes procedentes del reino nazarí de Granada. 


La actual ciudad fue fundada el 4 de febrero de 1503, mediante Carta-Puebla otorgada por la ciudad de Sevilla a un grupo de 118 vecinos procedentes de los pueblos circundantes; el grupo más numeroso era de Bornos, en donde se firmó el acta de su fundación.



El Cuervo:


los primeros habitantes de El Cuervo eran emigrantes de pueblos de la comarca, Bornos Lebrija, Arcos, Medina y Algodonales. En su mayoría eran trabajadores temporeros que venían a satisfacer la gran demanda de mano de obra que se produjo en los años cincuenta y sesenta en los cortijos de la zona. A principio de los años cincuenta había en El Cuervo aproximadamente 89 chozas, las primeras casas fueron de colonización y se construyeron en torno a los años 1946, 1950.











Algar:
El nombre más antiguo de esta Villa es el de Santa María de Guadalupe, y fue fundada por Domingo López de Carvajal, vizconde de Carrión y marqués de Atalaya Bermeja. Su antigüedad es de 1773. Dicho noble adquirió las tierras del Ayuntamiento de Jerez por 155.000 ducados. Se dice que dicha fundación la realizó para cumplir una promesa que realizó cuando en uno de sus viajes entre México a España, le sorprendió una gran tormenta, prometiendo que si sobrevivía fundaría un pueblo en lo más intrincado de la Sierra Gaditana. 
La donación se estableció con arreglo al reparto de 25 pobres de solemnidad reclutados entre las poblaciones de Bornos, Ubrique, Benaocaz y Villaluenga del Rosario, en la que los favorecidos habrían de abonarle al fundador solamente la octava parte del producto anual. 





D. Fernando de Mendoza y Mate de Luna, nacido en Bornos. Fue Gobernador y Capitán General de la Isla de Margarita la cual estuvo bajo su tutela hasta 1654, Gobernador de Tucumán 1681-86 y Alcalde de santiago de Chile. Fundó la ciudad de Catamarca en 1683. 







San Fernando del Valle de Catamarca.



1 comentario:

juan dijo...

Gibalbin:

Tálvez el núcleo de población más moderno de la Provincia de Cádiz.

Hasta próximo al 1960 su configuración estaba formada en su mayoría por una hilera de chozas situadas en el margen derecho de la maltrecha carretera dirección Sevilla.

En estas viviendas cuyo paraje en general era conocido como Gibalbín, vivían trabajadores de los cortijos próximos: Plata, Granadilla y muchos otros vecinos de el pago " Los Sumideros ", próximo al Cuervo. No obstante, al núcleo de viviendas se le llamaba " La Cábila ".

La carretera la cruzaba un camino rural que iba desde el cortijo Granadilla hasta las proximidades de El Cuervo, cruzando el pago " Los Sumideros". En dicho cruce de caminos había una venta, punto de reunión o descanso de la gente para consumir medias botellas de vino después de la dura jornada laboral.

Próximo a este cruce de caminos había un pozo, conocido como " El Pozo de la Higuera ", junto al cual, puedo asegurar que, oyendo el canto de los grillos y de las aves nocturnas con el frescor de las noches de verano pernocté varias veces.

Recientemente pasé por Gibalbín. Las circunstancias fortuitas ajenas a mi voluntad no me permitieron detenerme y recordar cosas vividas más de medio siglo atrás. Espero que otra vez será.

Cordiales saludos para todos.

Juan Cabrera